#AmoMiBlog (10) : La temida cesárea

#amo mi blog

Hola! una vez más tenemos estamos presentes en el carnaval de #AmoMiBlog con la historia de mi parto, si ya sé que se las he hecho muy larga pero tenía que dar lujo de detalle! así que los invito a leer, si no lo han hecho, la historia de mi temida cesárea y las locas ideas de mi ginecólogo:

La temida cesárea

Si deseas participar en el carnaval de blogs, sólo añade el link de tu entrada favorita de tu blog de la semana pasada en el siguiente linky:

Recuerda que puedes seguirme en facebook, twitter e instagram como mamáymaestra.

La pañalera de mi bebé

Image

Esperamos demasiado para comprar la pañalera de la bebé, todo mundo decía, no se preocupen, se las van a regalar, no compren nada. Pero en vista del éxito no obtenido y a las 39 semanas de embarazo recién cumplidas, tuvimos que tomar la decisión de ir a comprarla para no llegar con la maletita de Tinkerbell, donde hasta ahora teníamos sus cosas, al hospital cuando llegue el tan esperado parto.
20130517-211241.jpg

Este fue el resultado, una pañalera roja de la marca babymink, nada glamouroso pero si muy práctica y espaciosa. Demasiado diría yo, le sobró mucho espacio aún teniendo un paquete de pañales, toallitas húmedas y 3 cambios de ropa, pero supongo que con el paso del tiempo se irá llenando.

Recuerdan mi Top de pañaleras de ensueño, yo sí, con tristeza marcada, ya que por el momento no podré adquirir una de esas bellezas, pero mi esposo ya me prometió que ahorraremos un poco para tener ese lujito más adelante, además una amiga encontró en una ciudad grande de México (yo vivo en una muy muy pequeña) una tienda Outlet de la marca Clöe y asegura haberle comprado un bolso/pañalera espectacular a su hermana por la hermosa cantidad de $400 pesos (unos 25 euros), el precio normal es de $1700 pesos, así que como podrán ver en la imagen, es hermosa y a un módico precio.

Por supuesto, mi amiga quedó en ir a la tienda otra vez y mandarme fotografías de las pañaleras baratas que encuentre para escoger una y mandármela.

Oh vanidad! Yo sé que en este momento es lo que menos debería preocuparme, mis posts deberían filosofar entre la respiración entre contracciones o la influencia de la luna llena, pero vamos, soy mamá primeriza y por más preparada que me sienta, todos sabremos que esto de dar a luz me dará más de una sorpresa.

 

Tengo una duda: ¿Es posible trabajar desde casa?

Desde que estoy embarazada he pensado seriamente en la posibilidad de encontrar un trabajo desde casa, he escuchado de muchas madres emprendedoras que no necesitan salir para traer ingresos al hogar. ¿Pero esto es realmente posible?

Soy una persona bastante inquieta acerca del mundo laboral, de hecho tengo un trabajo que podría llamarse “seguro” como maestra (aunque como están las cosas en México ya nada te da seguridad) pero ahora que tendré a mi hija en casa no me gustaría dejarla en una guardería mientras voy al trabajo, sobretodo porque, a pesar de laborar 4:30hrs diarias tengo que viajar al pueblito hermoso donde está mi lugar de trabajo 1hr de vuelta y 1hr de regreso, lo que hace un total de 6:30hrs. Agregándole el tiempo que debo emplear en las tareas del hogar, compromisos sociales, cursos obligatorios del trabajo, me quedaría muy poco tiempo para dedicarle a la niña. No quiero eso. Quiero criarla con todo el amor y tiempo del mundo, pero no sé si es posible.

Esta es mi situación:

  • He leído de algunas opciones, pero no quiero dedicarme al mundo de las ventas, soy pésima para ello… tampoco sé cocinar taaan bien o hacer manualidades preciosas, me considero en un nivel principante/intermedio en esas habilidades. 
  • Tengo otro blog sobre Educación con muchas más visitas que este (www.maestrosdeapoyo.com) pero he perdido la esperanza en que Google AdSense responda a mis súplicas de introducir publicidad en él.
  • Me encanta escribir sobre temas de educación y maternidad (aunque de esto último sé muy poco)
  • Vivo en México y no hay tantas oportunidades, que yo sepa, para participar con empresas (ya pertenezco a madresfera y latina mom bloggers)

Así que lanzo esta pregunta al mundo de la blogósfera:

¿Es posible trabajar desde casa?

Mi trastorno obsesivo-compulsivo con mi suplente

Como bien saben, a estas alturas tengo casi 2 semanas descansando, si ir a citas médicas diarias se le puede llamar descansar, gracias a  mi licencia de maternidad y antes de eso traté de dejar todo arreglado para que cuando llegara mi reemplazo pudiera hacer el mejor trabajo posible con el resto del ciclo. Pero no lo logré, lo admito, deje sin terminar varias cosas pensando que tendría tiempo de sobra para sentarme en la computadora a escribir informes, gran error.

Hoy me avisaron que llegó la persona que me cubrirá el resto del año escolar y me entró de repente el trastorno obsesivo-compulsivo con preguntas como:

¿Qué tal si no sigue las pautas de trabajo que he estado realizando? ¿Y si me acusa que no terminé los informes? ¿Qué pasará si aplica mal las técnicas de trabajo que tenemos? ¿Si hace mejor trabajo que yo y cuando regrese todos me odien? ¿Si los niños se olvidan de mi?

Aaaah, que horror!

De nuevo, culpo a las hormonas, pues estoy muy segura que esos niños no pueden querer más a otra maestra que a mi , que por dos años lo he dado todo por ellos.

Ahora, se me han ocurrido un par de ideas locas para que la maestra en cuestión siga mi método de trabajo, para que al regresar no tenga que reorganizar todo:

  • Mandarle una serie de archivos en word con instrucciones específicas sobre el trabajo que debe realizarse con cada alumno (Tengo alrededor de 17, por toda la escuela) y firmar con una amenaza por si no cumple.
  • Pedir que me envíe informes mensuales de progreso de cada alumno con sus respectivas evidencias de trabajo y notas al pie fundamentadas por las teorías de los grandes pedagógos de la historia de la educación.
  • Tener un espía en la escuela que me diga todo lo que hace.
  • Averiguar su oscuro pasado y difundirlo secretamente por facebook.

Creo que ya me estoy pasando, esto es más un trastorno obsesivo-compulsivo, no quiero convertirme en la maestra psicópata, pero que más puedo hacer? Es esto ya muy loco?

Después de unos minutos de reflexión, he llegado a la conclusión de llevar a cabo sólo el primer punto, de verdad!, no haré nada loco, por lo menos hasta que regrese de nuevo a trabajar en Agosto.

Posdata: Si alguien se entera de una demanda de acoso laboral en mi contra, les adelanto, yo no hice nada para merecerlo!

 

 

Aprendiendo a manejar standard con hipersensibilidad

Mi esposo es la persona menos paciente que conozco y la más cercana que tengo para enseñarme a manejar standard, si lo sé! Están pensando:
Qué hace una embarazada aprendiendo a manejar standard con 23 semanas de barriguita!??

Lo mismo me pregunto yo, terquedad de embarazada, necesidad de moverme por la ciudad, capricho… No sé!

En cada semáforo y alto una serie de gritos suele escucharse “cambia a primera!” “saca el clutch!” “se te apagó!” “ya te escuché!” “no me grites” , pero de verdad estoy aprendiendo, ya van dos veces que lo llevo desde la casa hasta otros lugares conocidos sin volverme loca, eso me hace estar orgullosa. Quiero manejar hasta el día que no pueda y hacer mis tareas sola, no importa cuanto se tenga que desesperar mi marido jojo.

Así que si ven a un carro rojo deteniéndose a cada rato (sobre todo en los topes y en las pendientes) alejense de él por favor!

Mujer embarazada abordo.

Barriguita vs piropos callejeros

Image

La vida es dura cuando uno atractivo. Pasas por algún lugar concurrido de hombres y los piropos no tardan en escucharse, entre más los ignores, más alto gritan o silban, pretendes que odias a las personas con tan poca vergüenza o respeto hacia el sexo femenino y pasas de largo sin voltear… Arduo trabajo para alguien que vive cerca de una construcción! Jaja

No es que diga que yo soy atractiva, pero cómo no sentirse hermosa y curvilínea al pasar frente a albañiles y otros profesionales de la limpieza? Escuchando todas esas cosas bonitas que riman (piropos). Siempre he dicho que lo mejor para aliviar un día con autoestima por los suelos es pasar por un edificio que estén construyendo o remodelando jaja, aunque hay algunos que se pasan de vulgares, o obstante supondremos que estos hombres nos dicen poesía.

Pero que pasa cuando vas recibiendo halagos sobre tu parte trasera, tu cabello, tu hermosura y por azares del destino les muestras tu perfil y una linda barriguita contenedora de bebé asoma?

Les diré: Se acaban! Se callan! Estos hombres,ante cuyos ojos todas las mujeres que pasan son hermosas, guardan un silencio perturbador…

20130122-150920.jpg

El embarazo nos quita lo femenino? Lo atractivo?
No sé ustedes, pero yo me siento discriminada!
Piropos levantadores de autoestima vuelvan a mi!!!!

Pd.
No es que pase a cada rato por las construcciones, no se confundan, las construcciones me siguen a mi…

I need a piropo albañilesco!

14 semanas

Este es el reporte hasta ahora:

1.No sé si soy yo o no estoy disfrutando mucho este embarazo.

La gente dice, a los 3 meses morirán tus achaques! “Yo a la semana 13 dejé de sentirlos” o te ves radiante, estás emocionada?

Ya no les creo nada! Es como cuando uno de mis alumnos de la normal me corrigió diciendo que la palabra utilización no existe, por favor! Claro que existe, aunque sea solo porque yo lo digo… Si algo me ha enseñado este embarazo es que cada cuerpo es diferente y si me pasa a mi, es real, no me importa si no te pasó a ti! O sea, si yo uso la palabra utilización, entonces existe!

Punto final a la discusión de diccionario.

2. Mañana iremos a ver al bebé con el ginecólogo particular 🙂
Me emociona ver a nuestro cacahuatito más grande y tal vez ya se pueda saber si es niño o niña. Pero me altera un poco el que algo pueda salir mal, si, tal vez me está entrando la neurosis del embarazo o sea algo normal… No sé.

3. La he pasado fatal en el trabajo, estoy pensando seriamente fingir alguna enfermedad grave para pedir una incapacidad hasta que pasen los achaques. En esta semana ya he faltado 2 veces! A festivalitos y eventos así que tenemos, pero es falta… Cuando yo jamás de la vida hacía eso… Pero de verdad que no la estoy pasando muy bien.
Lo peor es cuando regreso después de faltar y escucho los “que milagro!, por fin te apareces”

Argggh y doble arghh