La maternidad de la A a la Z: A de aprovechar

Esta semana me uno al carnaval de blogs la maternidad de la A a la Z, más que como carnaval, como un medio para tener un pequeño diccionario con todas las sensaciones, experiencias, ideas y una que otra queja que me ha traído el ser madre desde hace poco más de un mes. Empezaré por el principio, la letra A y como le decimos a los niños “a de…?” para que digan la primer palabra que se les ocurra que inicie con esa letra, yo respondo ” a de aprovechar” pues es en lo que pienso todo el tiempo desde que soy mamá de la pequeña Emma.

Según la RAE el término aprovechar significa:.

1. tr. Emplear útilmente algo, hacerlo provechoso o sacarle el máximo rendimiento. Aprovechar la tela, el tiempo, la ocasión.

2. tr. p. us. Hacer bien, proteger, favorecer. U. t. c. intr.

3. intr. Dicho de una cosa: Servir de provecho.

4. intr. Adelantar en virtud, estudios, artes, etc. U. t. c. prnl.

5. intr. Mar. Orzar cuanto permite la dirección del viento reinante.

6. prnl. Sacar provecho de algo o de alguien, generalmente con astucia o abuso. Se aprovechaba DE su posición.

Creo que fácilmente he utilizado esta palabra en todas sus definiciones, exceptuando obviamente la número cinco referente a los barcos (por cierto qué es orzar?). Desde que nació Emma, pasado el cúmulo de emociones que me invadió no dejo de aprovechar. Los consejos bienintencionados de la familia y amigos indicaban que debería aprovechar el tiempo para descansar lo más que pudiera los primeros meses. Al principio no hice mucho caso y traté de seguir mi vida normal, pero el cansancio empezó a pasar factura alrededor del día 3, llegó un momento que no podía más, por lo que decidí tomar el consejo de las matriarcas y aprovechar que mi hija dormía para hacerlo yo también. Hasta la fecha puedo decir que por lo menos una de sus siestas la tomamos juntas, es la única manera de aguantar toda la jornada con energía nocturna.

Otra cosa que me aconsejaron aprovechar fue la ayuda durante el puerperio o cuarentena (que terminó ayer), mi madre se ofreció amorosamente a cuidar de nosotras en su casa por un tiempo, alimentándonos, dejándonos descansar, cuidadando a la pequeña mientras me bañaba y hasta trayéndome las noticias del mundo exterior. No saben cuanto agradezco el tener a mi madre en mi vida, aprender de ella y aprovechar de su iniciativa servicial. Ahora entiendo el amor incondicional que me tiene, todas las noches que pasó en vela cuidándome, todo el cansancio que debe traer encima con los años de medio dormir, porque ahora mismo siento que yo lo haría por Emma. En días pasados tuve que entregar unos pendientes del trabajo a pesar de estar de baja por maternidad y tuve que aprovechar cada segundo del día que la nena dormía para escribir informes o estudiar, fue duro, pero muy en el fondo sé que siempre será así, que, como mi madre, ahora tendré que despertarme antes y dormir después que todos si quiero hacer todas las cosas que deseo. Se me han presentando muchas oportunidades que deseo aprovechar, pero deseo no perderme siguiendo la meta de darle una vida mejor a mi hija, espero que tenga todo lo que necesita, sin embargo sé que lo que más seguridad le brindará es tener a su madre cerca, por lo que me lo pienso dos veces antes de aceptar oportunidades importantes.

Deseo aprovechar cada minuto de su crecimiento pues sé que no será así de pequeña todo el tiempo,  veces me quedó mirando sus ojitos grandes, sus manos, sus piecitos, intentando grabar esas imágenes en mi mente, para que no se vayan nunca. Quiero aprovechar el tiempo, sin que la circunstancias se aprovechen de mi y me alejen de mi bebé.

¿Te has sentido igual alguna vez?

Estemos en contacto a través de  facebook